5 junio, 2017

¿Cómo sé si padezco ansiedad?

ATAQUES DE PÁNICO

Angustia, dificultad para respirar, taquicardia, sudoración, mareos, miedo a volverse loco o a morir… Son algunas de las sensaciones que experimentas durante un ataque de pánico o crisis de ansiedad. Si padeces uno o diversos ataques de pánico puedes desarrollar mucho miedo a que se repitan, por lo desagradable que es padecerlos. Esto puede llevarte a evitar las situaciones que te recuerdan a los momentos en que sufriste los ataques, reduciendo tus desplazamientos y actividades (agorafobia).

 

ANSIEDAD GENERALIZADA

Preocupación por todo. Sensación de que estás en peligro, de que no te puedes relajar, aunque no haya un motivo real. En términos médicos se conoce como Trastorno de Ansiedad Generalizada. Se caracteriza por una preocupación invasiva y constante, que en su contenido tiene los mismos temas que preocupan a cualquier persona, como la salud, la economía, problemas del hogar etc, pero con más intensidad. Se suele acompañar de insomnio, irritabilidad, dolores de cabeza, contracturas musculares, etc. Te acompaña la preocupación de que todo pueda salir mal, y simplemente lidiar con el día a día se vuelve muy complicado.

 

FOBIAS ESPECÍFICAS

A las alturas, a los espacios cerrados, al agua, a volar en avión, a ciertos animales como los perros, las arañas o las aves … Miedo desproporcionado que te lleva a evitar el objeto de tu fobia y por tanto a limitarte en tu vida y en tu bienestar. Puede ocurrir incluso que el simple hecho de pensar en ese objeto te produzca miedo y ansiedad. Puedes tener claro de una forma racional el hecho de que no existe un peligro real, pero eso no evita tu dificultad para enfrentarte a tu miedo.

 

 

 

FOBIA SOCIAL

Se conoce como fobia social o ansiedad social. Miedo intenso y persistente a situaciones en las que te relacionas con otras personas, y en las que temas sentir vergüenza o resulten embarazosas. La exposición a esas situaciones inmediatamente te produce síntomas de ansiedad como ruboración, ataques de pánico, transpiración, temblor, palpitaciones, etc. El miedo a estas situaciones hace que puedas llegar a estructurar tu vida de forma que evites en gran medida relacionarte con otras personas.

 

OBSESIONES Y COMPULSIONES

El Trastorno Obsesivo-Compulsivo (TOC) se caracteriza por pensamientos obsesivos, con contenidos a menudo absurdos (preocupación por la contaminación, o por el orden y la pulcritud, etc) llegan a tu mente, y experimentas mucha dificultad para apartarlos de tu atención. Desarrollas rituales compulsivos y repetitivos con el objetivo de aliviar la ansiedad (lavarte las manos, tocar objetos, alinear objetos etc). Pese a darte cuenta de lo absurdo de los mismos, no eres capaz de dejar de hacerlos.

 

DEPRESIÓN

Sentimientos de desesperanza y/o pesimismo. Perdida de interés por las actividades que antes disfrutabas. Fatiga y falta de energía. Ansiedad y depresión suelen ir ligadas. El impacto de los síntomas de ansiedad en tu vida pueden empeorar tu estado de ánimo y sumirte en la tristeza al limitarte en tus actividades. Esto a su vez puede aumentar la angustia y la ansiedad.

 

Otras secciones de interés

 

¿Cómo se si padezco ansiedad?

¿Cómo funciona la terapia?

¿Dónde se hace la terapia?

Conoce más acerca de mí

Contáctame